11.10.08

pUeNtE

El camino de piedra y polvo guiaba al puente de madera quebradizo, no pude cambiar mi destino. No quise desviar mi rumbo...caminé hacia la base...el viento en mi cara me obliga a cerrar los ojos, revuelve mi cabello y me empuja despacito hacia atrás... Un suspiro al cerrar los ojos, las nubes ocultan al sol...pero su luz es blanca y limpia. 

Los árboles al otro lado me invitan a cruzar, el agua q corre fuertemente bajo la estructura me advierte los peligros de un mal paso. Puede mas el miedo a la muerte o el miedo a la vida? Doy un paso, la madera suena fuertemente pero no pasa nada más...sigo caminando, la luz disminuye su fuerza, las nubes se vuelven grises...llevo una tercera parte del puente, la madera sigue crujiendo, hace cuanto no pasará alguien x acá...? El viento me trae el olor del ciprés q me espera al frente, q me motiva a seguir andando...x un momento olvido el vértigo y dejo de escuchar el choque del agua con las piedras allá abajo. De repente cruje mas fuerte q antes y siento como mi pierna baja rápido x una de las grietas q no vi x creer q volaba, me sostengo; sangro cerca de la rodilla, pero no paso más. 
Me levanto, falta menos de la mitad pero el río se vuelve imponente, el cielo oscuro y las gotas empiezan a caer sobre mi rostro...Disimularan las lágrimas x lo menos, q estúpido consuelo! El ciprés se desvanece, lo observo tan distante...el dolor en mi pierna es insoportable, pero no podria atreverme a renquear...q tan una nueva grieta y q esta vez la madera no me perdone? El río allá abajo no lo hara tampoco...perfecto, ahora hablo con la madera vieja de este puente q no acaba...y entre tanta conversación, me entenderá? Quiénes mas habrán pasado lo mismo? Le habrán hecho mi s preguntas? Les habrá contestado? O al igual q conmigo, su silencio confunde en un paso y al otro la madera crujiente da respuestas sin palabras? Será q el frío de la lluvia implacable q cae, el dolor de mi pierna sangrando e hinchada y el miedo inminente a caer me están haciendo alucinar? Probablemente, no creo q alguien hable con un puente viejo y éste sea capaz de contestarle. Unos pasos mas y se acaba...pero ahora q me siento parte del puente (no he separado mi mano de la baranda desde el mini accidente) y del agua (mi cabello,mi ropa; toda yo estoy empapada x la lluvia) no stoy segura de qrer terminar mi jornada...oh ironía, cual es el miedo ahora? No caer? Ha de ser ese, será mejor caer a lo q ahora conozco....o aventurarme a un bosque desconocido? Apartarme de mi camino empedrado y mi puente fantasioso de Rembrandt sobre el río inexistente y la lluvia añorada es ahora una idea extraña, ya no la deseo tanto...no pienso devolverme, pero no quiero dar esos ultimos pasos...se acabará ya mi camino q cruje, tiembla y tirita conmigo cada paso... 

Otra vez despierto, no he terminado mi camino...talvéz mañana, el puente me está gustando...la lluvia me está haciendo desearla, el bosque puede esperar un rato...quizá, la madera o el río si perdonarán mi falta si caigo...xq no? sería una aventura distinta...Mejor me acuesto, tengo q terminar ese puente, no vaya a ser q mi artista favorito decida alejarlo de mis sueños y Morfeo le de el gusto, tengo q saber q significa recorrerlo x completo, teminarlo, necesito saber q hay del otro lado...deseo con ansias conocer donde me llevará este camino a dos pasos de distancia...

De pronto...es de piedra, tiene baranda, el río es fuerte y abudante...cambia en mi sueño, pero es el mismo.



1 comentario:

Anónimo dijo...

Vaya vaya..parece q estas envuelta en un aire de decisiones importantes...devolverte? seguir y afrontar tu nueva aventura? o asimalir tu estadia en el viejo puente y esperar a que pase algo? solo esperar?? creo q esa decion esta llena de incentidumbre...No creo q seas de las personas q esperas al destino...o tal vez me equivoque